Cuatro tabús de las empresas de logística y distribución

empresas de logística y distribución

¿Existen tabús en el mundo del transporte? Como en cualquiera otra área de la vida, ya sea profesional o de otra naturaleza, se pueden dar aspectos sobre los que resulta incómodo hablar. Temas que abren heridas, que parece que es mejor no agitar para que no salpiquen, o que tocan de forma muy cercana al cliente. Vamos a ver cuáles son algunos de estos tabús de las empresas de logística y distribución.

Cuatro tabús de las empresas de logística y distribución

El boom del ecommerce

El ecommerce está siendo una revolución en nuestras vidas. Está cambiando la forma en la que compramos, afectando a las estrategias desde las grandes multinacionales hasta los pequeños fabricantes. Sus números no dejan de crecer de forma imparable. Y hasta crisis como la pandemia han relanzado aún más su utilización.

Sin embargo, en las empresas de logística y distribución hay un tabú al respecto de los costes que el ecommerce exige a la logística y la distribución. En algunos casos, estos tabús han saltado por los aires debido a los atascos generados por épocas de alto volumen, como el Black Friday, llegando a los medios de comunicación. En estos casos, el colapso de las redes también supone presión para los operadores logísticos, en costes y operativamente.

A esto se le suma la tendencia al “envío gratis” del comercio electrónico, que hace que este tipo de comercios aprieten mucho a la hora de exigir precios.

Ser un especialista

Las empresas de logística y distribución también se enfrentan a la disyuntiva de tratar de ser un operador logístico lo más integral y abarcador posible o, en otros aspectos, tratar de ser un especialista en un determinado nicho de servicios. No es fácil encontrar el equilibrio o la solución a este dilema. El mundo del transporte es enorme y las variedades casi infinitas: mercancía convencional, dimensiones especiales, tránsitos internacionales, reparto local, temperatura controlada o congelada, paletería, paquetería…

En el caso de Transgesa, nuestra solución es ser partícipe de dos redes especializadas, como PBX -en transporte urgente de palés- y Tipsa -especializada en la paquetería-. Esto permite ofrecer a los clientes una operativa especializada en cada tipo de distribución, disponiendo a la vez de un portafolio de servicios amplio.

Bajar el coste tiene su precio en las empresas de logística y distribución

Optimizar costes no es algo opcional, sino obligatorio. Pero la manera de conseguirlo puede influir mucho -y perjudicialmente- en el resultado final. Si tu optimización de costes se basa únicamente en conseguir rebajar tarifas, puedes estar sacrificando calidad por precio.

Cuando trabajas con un operador logístico y quieres mejorar estos costes, júntate con él para revisar procesos, cómo haces tus envíos, que tiempos de tránsito reales tienes y cuáles necesitas, ver si hay formas más eficientes de embalar o preparar tus materiales, etc. También puedes repasar junto a él tus tarifas, para ver cómo poder aprovecharlas sin necesidad de tener que buscar un proveedor más ‘barato’. ¿Entiendes todos los conceptos? ¿Puedes aprovechar los tramos o las zonas de tus tarifas de una mejor manera?

Consulta en el siguiente enlace los servicios logísticos de Transgesa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.